6. Abandonen la casa ahora mismo.

Sólo llevo en Berlín diez días y he pensado en volverme prácticamente una vez al día. Las cosas aquí no están tan bien como las pintan. Vivir aquí puede convertirse en un gran infierno si no conoces la lengua. Y si gustas de irte a dormir un poquito tarde. El sólo hecho de ver una película con el volumen un poco alto después de las diez de la noche o cenar tranquilamente con unos amigos pasada esa hora, puede ser un motivo grave por el cual el propietario de tu piso te puede echar a la calle tranquilamente. Y eso es lo que nos ha pasado. En una semana tenemos que estar fuera. 

Así. Sin más. 

La doble moral berlinesa no la acabo de entender. Por una parte cuentan con infinitas discotecas en las que drogarte, mantener relaciones sexuales delante de todo el mundo y bailar hasta morir está permitido. Y por otra, hacer ruido pasada una hora de la noche está totalmente prohibido. 

[...] Si quieres seguir leyendo, puedes conseguir el libro en www.madeinbarna.com ¡¡RESOLUCIÓN DE LA HISTORIA Y CAPÍTULOS INÉDITOS!!

5 comentarios:

  1. jajaajaj que buena eres mire! ánimos y no te rindas! yo llevo en viena dos años y medio y me pregunto 500 veces al día qué hago aquí. tras esa pregunta me digo: qué haría allí? hecharás de menos todo y más. hasta lo que no sabias que apreciabas, apreciarás. suerte y de verdad, síguelo intentando! ahhh, majo el aleman eh!? jajaja una berta desde viena

    ResponderEliminar
  2. Te había dicho que Francia no era tan mala idea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. te contesté hace tiempo ahí abajo... :D

      Eliminar
  3. ¡¡Gracias!!

    Por cierto... ¿Francia? jaja! Lo he pensado, al menos el francés lo entiendo... :'(

    ResponderEliminar